Top

Ricardo Rosselló presenta plan para la tercera edad

Ricardo Rosselló presenta plan para la tercera edad

Se trata de una de las poblaciones más vulnerables del país. Ha crecido a pasos agigantados, en gran parte, debido a la emigración, la baja en la tasa de natalidad y a la pérdida de vidas jóvenes a mano de la ola criminal. Viven solos, estirando el peso y decidiendo entre comprar las medicinas, alimentos o costear los servicios básicos de agua y luz.

Es la población de edad avanzada, aquella que está sobre los 65 años. Un sector de los más golpeados ante el alza en el costo de vida y el incremento que ha habido en el sector de la salud. Expertos en demografía y sociología han advertido que la Isla se debe mover a un modelo más amigable hacia este sector.

Con esto en mente, el candidato a la gobernación por el Partido Nuevo Progresista (PNP), Ricardo Rosselló, ha dedicado un gran segmento de su plataforma a las personas de edad avanzada. Sostuvo que se trata de una mirada a través de la cual no solo espera allegar recursos suplementarios sino desde la que aspira además a hacerlos partícipes del proceso de decisión y a desarrollar espacios donde puedan ser suplidas cada una de sus necesidades.

“Cuando me los encuentro en las calles me hablan del alto costo de las medicinas, acceso a cuido, falta de ingresos suplementarios y, en general, del alto costo de vida. Esos son los problemas principales y son repetitivos, muchos de ellos están solos”, expresó Rosselló.

Según el Censo 2010, el 20.4% de la población puertorriqueña tiene 65 años o más. De hecho, este sector aumentó de 134,684 en 1950 a 760,075 , lo que refleja un aumento de 625,391 personas. Se estima que el 40% de estos vive bajo el nivel de pobreza. Mientras, el 41% tiene algún tipo de limitación física que afecta directamente su calidad de vida.

“Es una cuarta parte de nuestra sociedad, son los que han dado mucho para que Puerto Rico haya podido progresar y ahora nos compete hacerle una oferta digna y de mucho valor”, insistió.

El plan de Rosselló se divide en varias facetas. Entre estas tienen prioridad los temas de salud, sistemas de retiro, desarrollo de viviendas, el allegar los servicios a la comunidad y el otorgamiento de ingresos adicionales.

Esencial El tema del acceso a la salud es uno que se ve afectado desde diferentes vertientes. Está la falta de acceso a servicios por la carencia de recursos económicos, por la merma de médicos especializados y ante la ausencia de un sistema de transportación que les facilite llegar hasta ese proveedor. Cada uno de estos puntos, sostuvo, requieren atención.

Rosselló apuesta al establecimiento de un crédito contributivo con una ventana de dos años para lograr retener la clase médica del País y reclutar en áreas de necesidad. “Esto nos va a permitir tener un Puerto Rico donde hay la cantidad de médicos y especialistas que se necesitan, pero también reclutar talento que a corto y mediano plazo permitiría que seamos un destino en turismo médico”, dijo.

Crear legislación por administración para controlar el alza en los medicamentos es otra medida que forma parte del plan de trabajo. En Puerto Rico, entre el 11 de marzo y el 29 de septiembre de 2012, el Gobierno aprobó el aumento de precios en 41 medicamentos.

Las Drugs Transparency Laws buscan que las farmacéuticas sean transparentes en el costo de los medicamento para evitar que se trate de un alza injustificada.

El establecimiento de unidades móviles para ofrecer servicios de salud en comunidades de edad avanzada y modificar la Reforma de Salud para que el paciente tenga la potestad de elegir sus médicos y proveedores completan las medidas en esta dirección.

“Muchos de estos servicios que se otorgan, ya bien sea en servicios de cuido, los queremos delegar a las organizaciones sin fines de lucro y base comunitaria y esto nos permite varias cosas; el Gobierno se quita un rol de servicio y, segundo, se lo pasa a un sector que lo hace de manera más efectiva”, abundó.

A allegar fondos. Es de conocimiento público el estado crítico del Sistema de Retiro de los empleados del Gobierno, el cual, sostuvo Rosselló, fue utilizado como “alcancía” por varias administraciones, lo que aceleró su colapso. El presidente del PNP insistió en que la única manera de verdaderamente atender el problema es trayendo nuevo dinero, nuevo capital.

Hay dos iniciativas puntuales sobre eso, dijo. La primera de ellas es el desarrollo de Alianzas Público Privadas Participativas (APPP) a través de las cuales ingresará al Sistema de Retiro entre el 20% y 25% de los fondos que generen. “Provocando nuevo ingreso y nuevo capital que nos ayudará a sostenerlo”, apuntó.

La segunda es establecer un fideicomiso de las propiedades del Estado. Rosselló propone revitalizar para arrendamiento algunas de estas estructuras, de tal forma que sigan siendo propiedad del Estado pero que el ingreso que generen vaya hacia el Sistema de Retiro.

“Son dos estrategias, además de un sinnúmero de otras iniciativas, que nos permiten atender a corto plazo la renegociación de los términos de la deuda que es crítico… nos da el espacio para en vez de tener que sacar del fondo general, que podamos usar parte de ese recurso para comenzar a capitalizar nuevamente el Sistema de Retiro”, planteó el candidato.

Los maestros y los policías que no cotizan Seguro Social y que, por lo tanto, están en una posición más vulnerable son una prioridad.

Rosselló dijo que otro de sus compromisos es “no poner más impuestos a nuestra población” y que, de la mano con una reducción del gasto gubernamental, “podamos paulatinamente ir procurando una reducción en algunos de esos impuestos”.

Lo que sí aseguró que eliminará es el B2B para mitigar lo que es un alto costo para los pequeños y medianos comercios, pero que se traspasa al ciudadano. “También hemos hecho unos compromisos con los bonos seniors para poder ir restableciendo esos bonos que se redujeron significativamente bajo esta administración”, añadió.

“Dorado y Activo”. Mejorar la calidad de vida implica igualmente el desarrollo de iniciativas que promuevan la eliminación de barreras estructurales que limitan el acceso a servicios.

Las égidas son uno de esos conceptos dirigidos a elevar la calidad de vida del adulto mayor que vive solo y que no tiene los mecanismos para acceder a servicios. Aunque en los pasados años se han desarrollado estructuras en esta dirección –cuyo concepto incluye en el primer nivel del edificio el establecimiento de concesionarios–, su alto costo para una población que vive al chavo limita las oportunidades de un gran sector en necesidad.

Para lograr bajar el costo de este tipo de vivienda, el líder de la Palma busca habilitar estructuras abandonadas –como pueden ser escuelas públicas–, especialmente en los cascos urbanos que en su momento fueron centros de una vibrante vida cultural.

“No todo es ‘one size fits all’. Lo que funciona en el área metropolitana, quizás no funciona en áreas rurales. Hay grandes oportunidades en los cascos urbanos… es una oportunidad para hacer égidas más pequeñas que cumplen con el objetivo de este tipo de estructuras y que tengan cerca servicios, tiendas, supermercados y farmacias”, planteó.

En esa línea está también el desarrollo del concepto “Techo Dorado” para rehabilitar hogares y eliminar barreras arquitectónicas a través de créditos contributivos federales; y “Age in Place”, que procura el establecimiento de comunidades aptas para una población mayor o retirada. “Se trabaja con el gobierno local y federal para poder proveer servicios y cambios de infraestructura de tal forma que las comunidades sean aptas para sostener a estos adultos y darles una calidad de vida formidable”, abundó.

Nuevos ingresos

Para lograr incrementar las partidas económicas que recibe mensualmente esta población y que, en ocasiones, se limita a un reducido cheque de Seguro Social, Rosselló dijo que procurará allegarles nuevo dinero mediante varias medidas, entre las que se destaca el voluntariado.

Dijo, por ejemplo, que se trata de un sector que puede ser empleado en el otorgamiento de tutorías, consultoría legal o en clínicas deportivas. El Estado, dijo, sería quien otorgaría ese ingreso suplementario, mientras que a través de fondos federales se establecería todo el andamiaje.

Entre esa población adulta hay un sector que igualmente puede emplearse en el ofrecimiento de servicios de cuido y acceso a pares en condiciones físicas y económicas más desventajadas. “Lo que queremos es trabajar para que esas organizaciones sin fines de lucro procuren a estos adultos mayores para que puedan proveer estos servicios y que podamos crear el vehículo para adiestrarlos en distintas áreas como lo es el cuido y el empresarismo para el desarrollo de sus propias empresas”, estableció.

Otra iniciativa que puede ser una fuente de ingresos adicionales, pero que aplica a todos los puertorriqueños, es otorgarles un crédito contributivo a aquellos bonistas del patio residentes en Puerto Rico que compraron en la primera oferta de emisión de bonos y que hayan tenido pérdidas. El crédito sería del 50% del dinero perdido. “Se estima que son más de 60,000, son personas que confiaron en la buena palabra y muchos de ellos invirtieron su capital, ahora lo han perdido o están en riesgo de perderlo”, señaló al agregar que está confiado en subir el valor de esos bonos en la medida que se puedan renegociar los términos de la deuda.

“Creemos en comunidades mayores en las que puedan interactuar unos con los otros, activas, que se pueda crear una red de colaboración entre ellos y que permita un funcionamiento social”, puntualizó el candidato.